Este lunes, el Gobierno dio a conocer que el multimillonario sudafricano Elon Musk probará su red de internet satelital Starlink en dos pueblos remotos de las regiones de Coquimbo y Los Lagos, convirtiendo al país en el primero de Latinoamérica en contar con el servicio.

Según detalló el Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones a través de un comunicado, Starlink surge como un proyecto de SpaceX, compañía de fabricación y transporte aeroespacial de Musk, con el objetivo de «poner en órbita una constelación de satélites capaces de ofrecer internet de alta velocidad y baja latencia a todos los rincones del mundo».

Así, su arribo al país surge luego de que la cartera, por medio de la subsecretaría de Telecomunicaciones (Subtel), explorara con la compañía la factibilidad técnica de realizar pruebas piloto de carácter social en comunidades rurales y/o aisladas con problemas de conectividad digital.

Para el desarrollo de estos proyectos, la SUBTEL entregó un permiso experimental a la empresa para el uso no comercial del servicio. La coordinación público-privada permitirá la llegada de internet satelital a escuelas de las localidades de Caleta Sierra (Región de Coquimbo) y Sotomó (Región de los Lagos). «Starlink fue diseñado para comunidades remotas como las de Caleta Sierra y Sotomó la conectividad de alta velocidad puede tener un impacto transformador en estas comunidades y estamos ansiosos por apoyar estos programas piloto, comenzando por las escuelas locales».

Gwynne Shotwell, presidenta y directora de operaciones de SpaceXEn detalle, durante esta primera etapa (fase beta), que se iniciará en las próximas semanas, Starlink «promete un potencial de descarga que oscila entre 50 a 150 Mb/s, con una latencia (tiempo que se tarda en enviar datos de un punto al siguiente) de 20 a 40 milisegundos. Una oferta suficiente para actividades relacionadas con teletrabajo, entretenimiento y educación», agrega la declaración. Para concretar la conexión en estas localidades, Starlink entregó kits satelitales que permitirán servicios gratuitos de internet durante un año.

Transcurrido este tiempo, se acordó que el costo será absorbido por los municipios. En ese contexto, la ministra de Transportes y Telecomunicaciones, Gloria Hutt, manifestó que «el cierre de la brecha digital en Chile necesita de la innovación y eso implica que nos abramos a la implementación de nuevas tecnologías que se complementen con las ya presentes en el país, como son las redes de fibra óptica y 5G».

Añadiendo que «en ocasiones nuestra geografía hace que sea complejo el despliegue de las redes tradicionales de banda ancha. Por ello, nos llena de orgullo que la empresa Starlink haya elegido a Chile como país pionero de Latinoamérica para iniciar el despliegue de su proyecto de internet satelital, dotando de capacidad y conectividad de alta velocidad a dos localidades del país». En tanto, el subsecretario de Telecomunicaciones, Francisco Moreno, indicó que «el inicio del servicio de Starlink en Chile marcará un antes y un después en lo que respecta al trabajo del Gobierno por ir reduciendo la brecha digital existente en el país».

Asimismo, Gwynne Shotwell, presidenta y directora de operaciones de SpaceX, indicó que «Starlink fue diseñado para comunidades remotas como las de Caleta Sierra y Sotomó «, asegurando que «la conectividad de alta velocidad puede tener un impacto transformador en estas comunidades y estamos ansiosos por apoyar estos programas piloto, comenzando por las escuelas locales». Además de las dos localidades que iniciarán el proyecto, Starlink y Subtel están trabajando en sumar nuevas zonas al servicio, el cual a futuro contempla abarcar todo el territorio nacional.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí